Colombia: Termas de Cononuco

Un día a alguien se le ocurrió construir el peor camino posible. Y lo hizo. Algunos años después, a una pareja de viajeros se le ocurrió tomar ese camino. Y lo hizo. Así fue como terminamos manejando en un tortuoso camino de piedras puntiagudas que no daban respiro. El objetivo era llegar a las termas más ocultas del pueblo de Coconuco que son alimentadas por el Volcán Puracé. Después de un largo rato de camino de piedra en el que nos perdimos, nos peleamos, retomamos y seguimos, tuvimos ganas de tirar la toalla y volver al camino de asfalto, pero la ruta era tan angosta que no había forma de dar la vuelta, además ya estábamos ahí, había que seguir.

Cuando finalmente llegamos a las Salinas Naturales nos recibió William, quien nos contó cómo iba a ser nuestro día en las termas que se encuentran en territorio indígena de los Coconucos. William nos contó que hace cuatro años el dueño de esas tierras se vio obligado a abrir el paso a la comunidad para que todos pudieran disfrutar de las aguas termales. El dinero de la entrada que cobran (10.000 COP/3,5 USD por persona) van directamente a la comunidad y el dueño sólo puede quedarse con lo que gane del alquiler de las cabañas o el restaurante que está terminando de construir. A diferencia de lo que ofrecen otras instalaciones con aguas termales cerca del pueblo que se llenan de gente, esta experiencia fue de conexión pura y mucha paz en medio de un ambiente 100% natural.

-Lo primero que vamos a hacer es pastoterapia -nos dijo William invitandonos a sacarnos las zapatillas. De esta forma uno puede sentir mayor conexión con la tierra y brindarle el respeto que se merece la Pacha Mama. Desde donde estacionamos la Kombi bajamos descalzos disfrutando del paisaje verde que iba descendiendo hasta el río. Dejamos nuestra ropa en los vestidores y nos dirigimos a la primera parada: la piscina natural de barro. Allí nos sentamos un rato y nos frotamos el barro por todo el cuerpo para exfoliarlo bien.

Junto con William y una pareja más que visitaba el lugar, fuimos hasta la cascada a limpiarnos. El agua estaba helada y nos costó meternos, sentíamos cómo los pies se nos iban congelando. Al final nos animamos y nos metimos debajo de la cascada que golpeaba bastante fuerte, lo hicimos impulsados por la necesidad de sacarnos el barro pero terminamos disfrutando del agua fría y restauradora y de una piel tan suave como la de un bebé.

Cuando salimos de la cascada el vientito pegaba duro así que nos metimos rápido en una de las piscinas de agua caliente. Nos quedamos charlando un rato y de ahí pasamos al sauna natural, armado sobre la parte más caliente de una gran piscina termal con simples tablones de madera y un plástico, parecido a un invernadero y muy efectivo. Nos relajamos con el calorcito mientras olíamos hojas de eucaliptus para destapar las vías respiratorias.

De ahí pasamos a la piscina grande donde William nos trajo un vaso de agua aromática con hojas de menta directamente de la vertiente. Nuestros compañeros de experiencia se tuvieron que ir, nos despedimos y nos quedamos solos acostados sobre una roca que estaba dentro de la piscina, mirando al cielo y disfrutando de las corrientes de agua caliente que iban llegando a nuestra espalda en medio de un paisaje de montaña alucinante.

A las seis de la tarde decidimos que era hora de ir saliendo, se estaba poniendo fresco. Nos despedimos de William y volvimos a la Kombi que estaba tan bien ubicada que decidimos pasar la noche ahí. Después de una rica comida que preparó Nico nos acostamos en el piso de la Kombi con las puertas abiertas para ver un cielo completamente estrellado aprovechando que no habían ninguna luz artificial cerca que interfiriera.

Al día siguiente volvimos a tomar el camino que ya no nos pareció tan terrible, estábamos completamente relajados y satisfechos con el lugar que habíamos conocido y la experiencia que vivimos.

Pero para qué tantas palabras si este video lo dice todo…

Anuncios

2 thoughts on “Colombia: Termas de Cononuco

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s